sábado, 14 de abril de 2012

Sobre presupuestos, generales y particulares

Me gustaría dar una explicación convincente de por qué no he actualizado hasta ahora... Así que eso intentaré. Veréis, pues resulta que tal y que cual y que no sé qué... me daba pereza. 

Ahora, al tema, vuelvo con una recomendación, otra película: Moneyball: rompiendo las reglas. 

Ya no está en cartelera, pero sí en Películas Yonkis ;) La cinta obtuvo numerosas nominaciones tanto en los Oscars como en los Globos de Oro, los Bafta y esas cosas, pero no me parece que se le diese demasiado bombo, al menos en esta nuestra nación, muy mal. 

La película versa sobre las bambalinas del mundo del béisbol, y, no sé si alguno de mis numerosísimos lectores conoce el tema, pero yo no, y os aseguro que no es en absoluto necesario para disfrutarla al máximo.

Brad Pitt encarna al torturado Billy Beane, manager de los Athletics de Oakland, que debe lidiar con uno de los presupuestos más bajos de las grandes ligas del béisbol para conseguir un equipo mínimamente competitivo. Con la ayuda de Peter Brand (Jonah Hill) hará temblar los estamentos de una sociedad completamente jerarquizada y retrógrada. 

No es una película sobre béisbol, es una película sobre el valor necesario para emprender, para cambiar las cosas, para creer en la capacidad del ser humano y para, como dice Beane, "pensar diferente".

No hace falta decir que la interpretación de Pitt (que sigue estando estupendo) es increíble (y sí, se pasa las tres cuartas partes del filme comiendo); además, Jonah Hill lo acompaña con dignidad y Philip Seymour Hoffman resulta tan creíble como siempre. 

Os dejo aquí el tráiler en español, y una última palabra: emocionante.